Visor de contenido web
Noticias
Atrás

‘Egin bizia herri bizian’, la campaña del Ayuntamiento para fomentar el consumo en el comercio local

En esta primera fase se quiere resaltar la importancia que tienen estos comercios para el municipio

12·05·2020


El confinamiento provocado por la crisis del COVID-19 ha mostrado de una forma muy clara la importancia que tiene el hecho de disponer de servicios en nuestra propia localidad. Hemos tenido que comprar todo lo necesario en Alegia y la disposición que han mostrado los comercios de los sectores esenciales ha demostrado que Alegia es un municipio que tiene mucha vida.

Desde el momento en el que se decretó el estado de alarma, los comerciantes empezaron a amoldarse a la nueva situación. Los que han podido seguir ofreciendo el servicio, han tenido que aprender a trabajar garantizando las medidas de seguridad e higiene, tal y como lo han tenido que hacer los propios consumidores.

Las actividades de los sectores declarados como no esenciales han tenido que permanecer cerradas, o todavía lo están. Pero no han estado parados. Han estado acondicionándose a la nueva situación, con el objetivo de tener todo preparado para cuando puedan reactivar su actividad.

Los comerciantes de Alegia han mantenido el pueblo con vida y lo siguen haciendo en esta situación anómala. Ahora corresponde a los vecinos darles vida a los que han mantenido el pueblo con vida. Han estado ahí cuando más lo hemos necesitado y ahora podemos agradecerles el esfuerzo que han hecho y lo siguen haciendo.

La campaña ‘Egin bizia herri bizian’, al mismo tiempo que resaltar la importancia que tiene tener un comercio local tan fuerte, tiene como objetivo el acercar a los vecinos todos los elementos que componen esa red. Así las cosas, junto a los carteles que agradecen a los comerciantes su esfuerzo, en el próximo paso se informará a los vecinos sobre cómo se debe acceder a los comercios con total seguridad y más adelante, el Ayuntamiento pondrá a disposición de los vecinos una guía con todos los servicios locales.

Está en nuestras manos darles vida a los que nos lo han dado. Si consumimos en el pueblo lo mantendremos con vida y todos saldremos ganando.